Totalmente recomendable si no os molesta el exceso de fantasía

Suelo tener un serio problema con las adaptaciones de Disney de los cuentos clásicos. Me resultan tan repelentes que me causan hasta urticaria. Ese era el caso de Alicia en el país de las maravillas (1951). Pero he aquí que mi querido Tim Burton se levantó y le dijo a Helena Bonham Carter: “Fíjate que después de este polvo mañanero se me ha ocurrido hacer una versión nueva de Alicia en el país de las maravillas”.

Helena con traje de Reina Roja cañera y cabezona, preparada para darle lo suyo a Tim en las frías noches de rodaje

Entonces el amigo Tim llama a su alter ego, Jhonny Depp. “Oye Jhon. ¿A que no sabes para qué te llamo? Sí, para hacer un papel en una película mía”. Y dicho eso le pone de estas pintas:

Después de Piratas del Caribe creíamos que su look no podía ir a peor, pero el muchacho se supera día a día

Como contrapunto a Helena Bonham Carter (manda huevos que su mujer haga siempre de mala y fea en sus películas y no se divorcie. Eso es amor), Tim buscó a la Reina Blanca y no hay nada más puro y angelical que Anne Hathaway (con permiso de Liv Tyler).

Tiene pinta de mojigata, pero tiene un cuerpo para el delito y un rostro de no haber roto un plato. Esta muchacha me despista

Para completar el elenco se buscó a una actriz nueva y sin casi estrenar, pero con cara de pizpireta y tirabuzones muy adecuada para el papel, totalmente creíble como Alicia.

Mia Wasikowska. Quedaos con este nombre. ¡Y que no os parezca un apellido difícil! Schwarzenegger era más feo y peor actor y os lo aprendisteis de carrerilla

Ahora ya en serio. Una original y madura adaptación libre de los dos libros de Alicia, pero llena de la magia original, sin edulcorantes ni moralinas excesivas. Visualmente una joya. Si podéis verla en HD, mejor que mejor. Mi amigo Tim sigue sorprendiéndome a cada instante y espero que os sorprenda a vosotros también. Quizás pesa un poco la lentitud del principio y ciertos cambios de ritmo, pero las actuaciones están bordadas y nadie desentona en esta nueva fábula Bartoniana.

Nota: 8 de 10

Anuncios